Gobierno de Chile

Menú móvil
cabeceraInterior
Ministra Hutt junto con organizaciones
5 de Abril de 2018

MTT impulsa nuevo sistema de control de infracciones y apoya reducción de velocidad urbana a 50 KM/H

Se instalarán dispositivos automatizados en los puntos de mayor riesgo de accidentes de tránsito y “serán localizados de manera transparente, mediante una metodología de público conocimiento, en puntos de control debidamente señalizados”, informó la ministra del ramo, Gloria Hutt.

“Nuestro objetivo principal es salvar vidas, no infraccionar ni recaudar fondos,”, añadió.

Santiago.- La Ministra de Transportes y Telecomunicaciones, Gloria Hutt, anunció hoy la decisión del Gobierno de impulsar el proyecto de ley que crea un nuevo Centro Automatizado de Tratamiento de Infracciones (CATI), iniciativa a la que se le puso urgencia simple y que permitirá implementar un sistema que identifica y multa a los vehículos que transiten a exceso de velocidad.

La secretaria de Estado, que hoy se reunió con agrupaciones de ciclistas, automovilistas y peatones, también comprometió el apoyo a la moción parlamentaria presentada en el Congreso y que reduce la velocidad urbana de 60 a 50 km/hr.

La autoridad de Transportes recalcó que la reducción de velocidad debe ir acompañada de una fiscalización efectiva y es ése el papel que cumplirá el nuevo Centro de Control Automático de Infracciones.

Según estadísticas de CONASET (Comisión Nacional de Seguridad de Tránsito), en Chile cerca del 30% de los accidentes fatales se debe a causas relacionadas con la velocidad, razón por la cual el centro automatizado apunta a reducir estas cifras que solamente durante el año 2017 causaron la muerte de 419 personas.

Una de nuestras prioridades como Gobierno es poder implementar un sistema de fiscalización automatizada que nos permita identificar los vehículos que transitan a exceso de velocidad en zonas urbanas y rurales, a lo largo de todo el país”, señaló la ministra Hutt.

En esa misma línea agregó que el objetivo principal de este nuevo centro es salvar vidas, no infraccionar ni recaudar fondos. Los dispositivos de control se instalarán en los puntos de mayor riesgo de siniestros de tránsito y serán localizados de manera transparente, mediante una metodología de público conocimiento, en puntos de control debidamente señalizados”.

El proyecto tiene como eje central crear un nuevo servicio público descentralizado, de carácter fiscalizador, dependiente del Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones y que permita sancionar aquellas conductas donde el conductor exceda los límites de velocidad permitidos en puntos donde se encuentren instaladas las cámaras.

Respecto al financiamiento, el proyecto plantea, entre otras cosas, crear un fondo de seguridad vial dependiente del Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones, cuyos aportes serán reasignados para promover proyectos y programas educativos sobre educación vial.

La ministra Hutt destacó el impacto en la reducción de víctimas fatales y accidentes de tránsito en aquellos países que cuentan con este sistema tales como Francia, España, Australia y México. A modo de ejemplo, la implementación de un control automatizado de la velocidad en España registró una reducción de 42% de accidentes de alta velocidad.

Síguenos a través de redes sociales: