Gobierno de Chile

Menú móvil
cabeceraInterior

Recomendaciones para ciclistas

ciclista-recuerda
Recuerda que:
– Eres un conductor y tienes derechos y deberes.
– Comparte las vías y siempre respeta a los otros usuarios.
– Si existe una ciclovía, desplázate por ésta antes que por la calle.
– Si circulas en bicicleta por la calle, es obligatorio hacerlo por la derecha, cerca del cordón de la vereda y adelantar por la izquierda.
– Si transitas por la vereda, hazlo caminando y no sobre tu bici.
– Si tienes que cruzar una avenida muy transitada, hazlo a pie, respetando el semáforo y mirando a ambos lados antes de cruzar.

ciclista respeta las señales

Respeta las señales:
– Respeta siempre los semáforos y ceda el paso frente a los peatones.
– Si vas a virar, haz señales con tus brazos para que te vean.
– Ve siempre en el sentido del tránsito, respetando todas las señales que tengas en frente.
– Al entrar en un camino, mira a la izquierda y a la derecha para cerciorarte de que no venga ningún automóvil.
– Si vas en grupo con otras personas, desplázate en fila india uno detrás del otro.

ciclista evita la velocidad

Evita andar a mucha velocidad:
– Ten en cuenta que los frenos de una bicicleta son muy básicos y simples, por lo que tienes que tener presente la velocidad a la que circulas y saber en cada momento, si los frenos responderán con eficiencia en caso de necesitarlos.
– Además, la bicicleta tiene poca estabilidad. Esto se debe no sólo a la característica de ser un vehículo de dos ruedas sino también a que los neumáticos son muy estrechos y por lo tanto, la adherencia al suelo es menor.

ciclista con prudencia

Con prudencia:
– No compitas y adelantes de forma temeraria.
– Nunca zigzaguees entre vehículos.
– Toma distancia adecuada entre la bici que te antecede. Así tendrás tiempo para frenar si éste lo hace de manera brusca.
– No lleves a nadie en la bicicleta y nunca vayas con alguien sobre el manubrio. Te va a costar mucho más mantener el equilibrio y vas a estar más expuesto a involucrarte en un accidente.
– No te tomes de ningún otro automóvil para aumentar tu velocidad. Si frena, acelera o realiza cualquier maniobra que desconozcas, estarás en serio peligro de sufrir un accidente.
– Nunca saques las dos manos del manubrio. Sólo hazlo cuando necesites hacer alguna seña a fin de que los demás conductores sepan qué movimiento vas a hacer.

ciclista siempre alerta

¡Siempre alerta!

– A las puertas que se abren inesperadamente
– A los vehículos que vienen en sentido contrario.
– A los pasajeros que bajen o suban de un bus detenido.
– A los hoyos en el camino.
– A los intermitentes de los demás vehículos.
– A tu entrono en general, especialmente en los cruces.

ciclista siempre visible

¡Siempre visible!

– No olvides poner una luz trasera roja y adelante una blanca o amarilla. La de mayor intensidad que encuentres.
– Utiliza ropa con aplicaciones reflectantes para hacerte más visible para los automovilistas.
– De tarde o noche, o más seguro es el uso del chaleco reflectante.
– En tu casco, pedales, ruedas u horquilla, usa cintas reflectantes.
– Instala placas plásticas reflectantes en los rayos de cada rueda.

ciclista usa casco

¡Siempre casco!:
– El uso del casco por parte de los ciclistas resulta fundamental para su seguridad. El casco reduce considerablemente la posibilidad de sufrir daños severos en la cabeza en caso de accidente. Estudios que señalan que el uso correcto de este elemento de seguridad pasiva reduce el riesgo de lesión craneal y cerebral hasta en un 88%, y el riesgo de fallecimiento en un 26%.
– Cubrir la parte superior de la cabeza, ser afirmado por medio de una correa que pase por debajo del mentón, asegurado por hebillas ajustables.
– Ser cómodo, liviano y con buena ventilación.
– Cumplir con las normas de seguridad extranjeras:

  • - ASTM F1477-1994
  • - Australian standard AS/NZS 2063-1990 NZS 5439
  • - SNELL 890 o 859
mantenimiento bicicleta

Mantenimiento:

1.Asiento: firme.
2.Cadena: bien engrasada y la tensión adecuada.
3.Cambios: firmes y adecuadamente ajustados.
4.Frenos: bien ajustados.
5.Luces: limpias y con repuestos.
6.Manubrio: bien apernado.
7.Neumáticos: presión adecuada y llantas en buen estado.
8.Ruedas: bien centradas.
9.Tuercas: después de cada viaje revisa que estén bien apretadas.

Síguenos a través de redes sociales: